PROTOCOLOS DE acoso laboral

Todas las empresas independientemente del número de trabajadores que tengan afectos a su actividad, deben de contar con un protocolo de acoso laboral.

El protocolo de acoso laboral es un plan estudiado, contra el acoso laboral que contempla aquellas medidas que son necesarias para prevenir, evitar o eliminar cualquier tipo de acoso laboral en la empresa, sea este acoso por razón de sexo, acoso sexual o acoso moral.

 

 

Su objetivo es, por tanto, erradicar comportamientos nocivos que perjudican tanto a los trabajadores/as que los sufren como a la propia empresa, que es responsable del bienestar físico y psicológico de sus empleado

Las sanciones que pueden imponerse a las empresas por no tener un protocolo en contra de la violencia laboral y el acoso sexual o por razón de sexo varían en función de la gravedad de la infracción. De acuerdo a la Ley de Infracciones y Sanciones, estas quedarían así:

Redacción y puesta a disposición de un protocolo contra la violencia laboral, personalizado para su sector y especialmente para su empresa.

Formamos a los trabajadores que así lo deseen sobre las políticas obligatorias de igualdad en los puestos de trabajo.

Ponemos a disposición de todo el personal de la empresa un canal de denuncias, adecuado, seguro y totalmente confidencial.

Se incluye a la empresa en un Registro Nacional Propio de Empresas adheridas al presente canal.

En caso de activación por parte de un trabajador del protocolo contra la violencia laboral, ponemos a disposición un equipo instructor.

Consúltanos tus dudas o nuestras tarifas.

Ponte en contacto con nosotros para más información